Cuando pensamos en manga (historietas japonesas), es común que lo primero que venga a nuestras mentes sean aventuras fantásticas sobre heroínas, héroes y toda clase de personajes con habilidades sobrehumanas que luchan por la paz y la justicia en el universo. Sin embargo, este medio no se concentra solamente en historias de dicha clase, ya que los autores pueden abarcar toda tipo de géneros, incluyendo el terror.

Uno de los mangakas (escritores de manga) que más han logrado sobresalir en la creación de narraciones aterradoras, es Junji Ito, artista japonés que desde finales de la década de 1980 comenzó a publicar sus obras que destacan gracias a la forma tan extraña y perturbadora con la que elabora historias capaces de alterar la mente de todo aquel que se atreva a conocerlas.

Vía: Tumblr
Vía: Tumblr

Kazuo Umezu y H. P. Lovecraft son dos de los autores que Ito menciona como sus más grandes influencias; el primero, considerado el padre del manga de terror que desde sus primeras publicaciones, en 1962, sentó las bases del género, mientras que Lovecraft es reconocido por ser uno de los representantes de la literatura de terror más importantes en toda la historia. Cada uno aportó diferentes elementos que Ito ha sabido aprovechar de gran manera en sus creaciones.

Umezu cobró relevancia por su forma de mezclar la fantasía presente en los cuentos de los hermanos Grimm con elementos de terror y así elaborar historias donde plasmaba a través de metáforas algunas deficiencias de la conducta humana; por ejemplo, en su serie titulada Cat-Eyed Boy, se abordan diferentes abusos que pueden existir durante la infancia de las personas y sus repercusiones futuras. Esta característica tiene una fuerte presencia en la obra de Junji ito.

Vá: Pinterest
Vá: Pinterest

Por otra parte, de Lovecraft ha retomado elementos como la obsesión hacia ciertas cosas o la presencia de entes cósmicos que terminan por conducir a un final trágico a los personajes involucrados. Basta mencionar el caso de Tomie, el primer trabajo publicado de Ito -que lo llevó a ganar en 1987 el premio Kazuo Umezu- donde una hermosa mujer muy idolatrada, aprovecha su capacidad de hacer que cualquier hombre se enamore de ella, para hacerles perder la cordura y cometer actos tan crueles como asesinar a otros hombres.

Tal ha sido la importancia del mangaka, que su obra ha tenido múltiples adaptaciones al cine -tan sólo de Tomie se ha realizado nueve largometrajes-, la televisión e incluso participó en el apartado visual de Silent Hills, un videojuego que sería creado entre Hideo Kojima, uno de los desarrolladores más afamados de la industria y el director de cine Guillermo del Toro; sin embargo, el proyecto fue cancelado debido a problemas entre Kojima y el estudio Konami.

Vía: Tumblr
Vía: Tumblr

Incluso The Pokémon Company, durante la temporada de Halloween en 2014, acudió a Ito para realizar un par de colaboraciones con el artista, lo cual dio como resultado dos ilustraciones que mostraban un lado muy aterrador de un par de Pokémon tipo fantasma que tuvieron gran aceptación entre el público y demostraron una vez más la trascendencia de este personaje tan célebre en la cultura popular japonesa.

Si jamás han leído un manga de este autor, les recomiendo mi favorito personal, The Enigma of the Amigara Fault, donde se narra cómo un grupo de personas sienten la aterradora y desesperante necesidad de entrar a unas siluetas que quedan al descubierto tras un terremoto, conduciéndolas hacia una muerte terrible. En definitiva, si son fanáticos del horror, el manga y de narraciones que lejos de ocasionar sustos básicos provoquen un corto circuito mental, vale la pena que conozcan el trabajo de Junji Ito.

Fuentes: normacomics.com, popmatters.com

No hay comentarios

Dejar respuesta